¿Jugar videojuegos en exceso provoca daños?

Bienvenidos al blog de D.A.R.E., agradecemos que sigas aquí con nosotros, fomentando la cultura de prevención, tanto para niños, adolescentes y padres. La adolescencia es una etapa de la vida, donde el joven empieza a buscar quien es, para él, la aceptación de sus amistades es muy importante, por lo que harían lo que fuera en ese momento, como adquirir nuevos gustos como los video juegos, que, sin darse cuenta, puede convertirse en una adicción.

Las drogas no son el único “vicio”, como hemos visto en las noticias, los videojuegos pueden causar una adicción peligrosa, incluso letal. Un ejemplo de ello fue en una noticia reciente en Tailandia, un joven falleció por pasar días pegado, jugando videojuegos de computadora. El chico sufrió un derrame cerebral debido a no descansar.

Aquí podemos ver una consecuencia extrema a causa de la adicción a los videojuegos, pero podemos encontrar otras afectaciones si bien no son mortales, puede afectar la calidad de vida del adolescente, tales como daño neuronal, obesidad, bajo rendimiento en la escuela, depresión y aislamiento. Esta serie de consecuencias, afectará negativamente al adolescente para su desarrollo social futuro.

¿Qué podemos hacer al respecto?

Aún estamos a tiempo para evitar una adicción. Si esta práctica comienza desde la infancia, es indispensable que desde esas edades se establezcan horarios para jugar, y de igual manera, hacerlo después de terminar sus deberes, tanto en casa como escolares.

Nosotros como padres tenemos las herramientas para establecer el orden y la armonía en el hogar. ¿Conoces a alguien que sea adicto a los videojuegos?

Nuestros hijos son lo más importante, ¡es por eso que D.A.R.E. existe! Todo con el objetivo de que tanto padres como jóvenes conozcan esta información, tengan las herramientas para mantenerse alejado de las sustancias toxicas, así como de la violencia o situaciones amenazantes, y puedan encaminar sus vidas de manera provechosa y productiva.

La única manera de prevenir es aprender a ser conscientes.

Y con conciencia habrá cambio, apóyate en D.A.R.E.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *